Los avances en los tratamientos y en la atención sanitaria han mejorado la esperanza y la calidad de vida de las personas con el VIH. Sin embargo, las personas con esta infección siguen experimentando un trato discriminatorio en ámbitos como el sanitario, el educativo o el laboral y el acceso a prestaciones y seguros.

Como respuesta a esta situación surge la necesidad de establecer un Pacto Social por la no discriminación y la igualdad de trato al VIH, que es impulsado desde Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social y está consensuado y suscrito por los agentes sociales e institucionales claves en la respuesta frente al VIH.

 

Su objetivo es eliminar el estigma y la discriminación asociados al VIH y al sida, garantizando la igualdad de trato y de oportunidades, la no discriminación, el respeto de los derechos humanos y la diversidad de las personas afectadas y se plantea desde los principios de corresponsabilidad, multisectorialidad, participación social y equidad.

Para ello, se abordan todos los ámbitos de la vida, tanto públicos como privados, a través de la promoción de políticas, estrategias y líneas de actuación que se resumen en estos objetivos:

Favorecer la igualdad de trato y de oportunidades de las personas con el VIH

 1.- Vigilar las situaciones de discriminación.  

 2.- Asegurar que los certificados médicos no incluyan el estado serológico como un indicador del    padecimiento de enfermedad infecto-contagiosa. 

3.- Favorecer el acceso igualitario a prestaciones y servicios.

4.- Ampliar las garantías de protección legal.

5.- Promocionar políticas para evitar la discriminación laboral.

6.- Responder a las situaciones de discriminación producidas desde el ámbito sanitario.

7.- Garantizar el acceso a las técnicas de reproducción asistida y a la adopción.

8.- Favorecer la libre circulación de personas con el VIH y con sida.

Trabajar en favor de la aceptación social

1.- Reducir el estigma social.

2.- Prevenir el estigma y la discriminación del VIH en el ámbito educativo.

3.- Garantizar el derecho a la privacidad e intimidad personal de quienes viven con el VIH.

Reducir el impacto del estigma en las personas con el VIH

1.- Promover el empoderamiento de las personas con el VIH.

Generar conocimiento que oriente las políticas y acciones frente a la discriminación.

 

La eliminación del estigma y la discriminación de las personas con infección por el VIH es una responsabilidad compartida de cualquier sociedad comprometida con los derechos humanos y un requisito indispensable de las estrategias de prevención y control de la epidemia.
La adhesión al Pacto Social supone asumir el compromiso de eliminar el estigma y la discriminación asociados al VIH y al sida. Tanto organizaciones e instituciones, como personas a título individual pueden adherirse.

El pasado jueves día 12 de diciembre y bajo el hastag #SomosPactoSocialVIH , se ha lanzado una campaña para visibilizar el Pacto Social por el VIH y a las entidades que ya se han unido al mismo, además de animar a instituciones de todo tipo a formalizar su adhesión a la iniciativa. De tal manera, se esta creando una cadena virtual cuyos eslabones son todos y cada uno de los que ya forman parte del Pacto Social.

Esta acción consiste en compartir la imagen de la campaña e invitar a una entidad amiga a unirse a la cadena del #PactoSocialVIH

La adhesión al Pacto Social supone asumir el compromiso de eliminar el estigma y la discriminación asociados al VIH y al sida.

Para mostrar tu adhesión al pacto, accede a la siguiente página aquí. 

Os animamos a adheriros al Pacto Social para lograr entre todos y todas avanzar en la protección de los derechos de las personas con el VIH y caminar hacia una sociedad más igualitaria, inclusiva y participativa.

Apoyo Positivo ya #SomosPactoSocialVIH ¿Y tú?

 

Para una información más completa sobre el Pacto Social por la no discriminación y la igualdad de trato al VIH y  la Campaña #SomosPactoSocialVIH, visita la pagina oficial  pactosocialvih.es